Notarios y Conservadores

Notarios y Conservadores

Sala de prensa banner
Noticias

Banco de Chile se asocia con notarios y conservadores para reducir tiempos de hipotecarios

Hasta en 12 días hábiles lograron reducir todo el proceso para adquirir una vivienda.
03-05-2017

A pesar de que la última encuesta sobre créditos bancarios del Banco Central demostró un primer trimestre con mayores restricciones en el otorgamiento de hipotecarios por parte de la industria, la demanda aún se mantiene fuerte. 
 
Esta situación hizo que Banco de Chile busque nuevos mecanismos para entrar con más fuerza a la carrera en este segmento. La fórmula de la entidad fue a través de una alianza con la Asociación de Notarios y Conservadores de Chile para la creación de un sistema electrónico que permite reducir los tiempos en el proceso para adquirir una vivienda en hasta 12 días hábiles.
 
El sistema de inscripción electrónica integrada fue desarrollado por la empresa APPA, instancia en la cual participaron tanto la Asociación de Notarios y Conversadores como el Banco de Chile, y permite conectar en línea tanto a los miembros del gremio como al banco. Dicha estructura, según señala el presidente de la Asociación de Notarios y Conservadores, Alfredo Martin, es única en América Latina y se encuentra operando sólo con el Banco de Chile desde diciembre del año pasado. 
 
Actualmente, el 70% de las operaciones crediticias de dicha entidad se real izan bajo este programa. El único problema que enfrenta el gremio para poder llevar a que el sistema se encuentre óptimo en todo el país, es la mejora de las condiciones de conectividad. De acuerdo a lo que explica Martin, "todo este proceso se reduce donde la única presencialidad va a ser la concurrencia de ir a la firma de la escritura entre las partes" y agrega que luego "la persona tiene una visión panorámica". 
 
Cristián Espinoza, gerente de hipotecarios de Banco de Chile añade que además en cada proceso de la tramitación del crédito, al cliente se le envía un correo electrónico informándole de la situación en la que se encuentra cada etapa de la compra de la vivienda. Por otro lado, Martin además destaca que con la integración de los distintos actores se reduce las posibilidades de falsificación de instrumentos públicos, ya que los documentos se emiten de forma electrónica por lo que son encriptados.
 
Los beneficios
 
Si bien hasta ahora sólo el Banco de Chile se encuentra trabajando con el sistema de inscripción electrónica integrado, desde el gremio no cierran la puerta a que otros actores de la industria bancaria también se sumen a este programa. 
 
Los beneficios asociados para los clientes de Banco de Chile están ligados al estar más acotados los tiempos de inscripción "por lo menos se van a acortar a la mitad, realmente un hito en el sistema registral chileno" aclara Espinoza. 
 
Adicionalmente, en este proceso de compra de una vivienda, un elemento que se elimina son los vales vistas con los que tradicionalmente se paga la propiedad, al no existir documentos valorados ya que los depósitos se realizan en forma directa y electrónica a través de la cuenta corriente del conservador. El menor tiempo permite además al banco desembolsar ante los fondos, comenzando de forma anticipada el devengamiento de intereses.

Fuente: Diario Financiero
A pesar de que la última encuesta sobre créditos bancarios del Banco Central demostró un primer trimestre con mayores restricciones en el otorgamiento de hipotecarios por parte de la industria, la demanda aún se mantiene fuerte. 

Esta situación hizo que Banco de Chile busque nuevos mecanismos para entrar con más fuerza a la carrera en este segmento. La fórmula de la entidad fue a través de una alianza con la Asociación de Notarios y Conservadores de Chile para la creación de un sistema electrónico que permite reducir los tiempos en el proceso para adquirir una vivienda en hasta 12 días hábiles.

El sistema de inscripción electrónica integrada fue desarrollado por la empresa APPA, instancia en la cual participaron tanto la Asociación de Notarios y Conversadores como el Banco de Chile, y permite conectar en línea tanto a los miembros del gremio como al banco. Dicha estructura, según señala el presidente de la Asociación de Notarios y Conservadores, Alfredo Martin, es única en América Latina y se encuentra operando sólo con el Banco de Chile desde diciembre del año pasado. 

Actualmente, el 70% de las operaciones crediticias de dicha entidad se real izan bajo este programa. El único problema que enfrenta el gremio para poder llevar a que el sistema se encuentre óptimo en todo el país, es la mejora de las condiciones de conectividad. De acuerdo a lo que explica Martin, "todo este proceso se reduce donde la única presencialidad va a ser la concurrencia de ir a la firma de la escritura entre las partes" y agrega que luego "la persona tiene una visión panorámica". 

Cristián Espinoza, gerente de hipotecarios de Banco de Chile añade que además en cada proceso de la tramitación del crédito, al cliente se le envía un correo electrónico informándole de la situación en la que se encuentra cada etapa de la compra de la vivienda. Por otro lado, Martin además destaca que con la integración de los distintos actores se reduce las posibilidades de falsificación de instrumentos públicos, ya que los documentos se emiten de forma electrónica por lo que son encriptados.

Los beneficios

Si bien hasta ahora sólo el Banco de Chile se encuentra trabajando con el sistema de inscripción electrónica integrado, desde el gremio no cierran la puerta a que otros actores de la industria bancaria también se sumen a este programa. 

Los beneficios asociados para los clientes de Banco de Chile están ligados al estar más acotados los tiempos de inscripción "por lo menos se van a acortar a la mitad, realmente un hito en el sistema registral chileno" aclara Espinoza. 

Adicionalmente, en este proceso de compra de una vivienda, un elemento que se elimina son los vales vistas con los que tradicionalmente se paga la propiedad, al no existir documentos valorados ya que los depósitos se realizan en forma directa y electrónica a través de la cuenta corriente del conservador. El menor tiempo permite además al banco desembolsar ante los fondos, comenzando de forma anticipada el devengamiento de intereses